¡Con guitarra y cajón!


feliz-dia-de-la-cacion-criolla-01

El 18 de octubre de 1944 el presidente de la República, Don Manuel Prado Ugarteche, establece mediante Resolución Suprema al 31 de octubre como el “Día de la Canción Criolla”, pero desde mucho antes, los criollos de corazón ya celebraban su música a veces un sábado o un domingo; pero muchas otras, semanas completas.

También puedes leer: La evolución del arte en Perú – Parte 1 : En la Danza


El primer día oficial los cantantes del Centro Musical Felipe Pinglo partieron del Parque Universitario, dice Óscar Avilés en las entrevistas de la época:“Levantamos un gran estrado y hasta allí llegó Manuel Prado, era la primera vez que un presidente de la República acudía a un evento similar”.

Raíces

Oriundo de Europa, el vals vienés, junto a otros ritmos de origen foráneo como la jota, fueron incorporándose al quehacer musical de las clases criollas, especialmente de la costa, y con mayor énfasis en la capital, donde los sectores obreros lo bailaban y cantaban con un compás mucho más rítmico a principios del siglo XX.

Centros Musicales

Cuando aún no existían las peñas, los Centros Sociales y Musicales fueron los verdaderos templos del criollismo. En estos lugares no sólo se hablaba de esta música, sino también la disfrutabas al son de las guitarras y las mejores voces criollas.

Entre los más importantes tenemos al Centro Social Cultural Folklórico “VALENTINA” (desde mediados de los años 1950), ubicado en el callejón del Buque en La Victoria.

“La Valentina” se convirtió en un punto clave para celebrar el criollismo y donde además desfilaron grandes artistas como Chabuca Granda, Alicia Maguiña, Oscar Avilés, Polo Campos, Gonzalo Rosé, Eloisa Angulo, Las Limeñitas, Arturo Zambo Cavero, Jesús Vásquez, Eva Ayllón, Lucia de la Cruz y Cecilia Barraza.

Fue fundado por Valentina Barrionuevo, reina de las peñas criollas (denominada así por su destacada habilidad para el canto y el baile) y promotora de la música criolla. Fallece en 1984 y en su honor se organiza el concurso de baile “La Valentina de Oro”, el cual se ha convertido en el Concurso de Música Afroperuana más importante del Perú.

En la actualidad

Actualmente, peñas como la Del carajo y Don Porfirio, se han convertido en las favoritas de criollos aunque, si bien es cierto, sacrifique el espíritu íntimo de una verdadera jarana criolla, aún se puede disfrutar con guitarra y  cajón… ¡nuestro ritmo, color y sabor!