Fullklore: 3 regiones, una sola cultura de colores metafóricos

REDACCIÓN LINAJE PERUANO

Lunes, 10 de setiembre de 2018 / 16:02 hr.

Seguimos con la segunda entrega de shows esenciales. Fullklore es uno de los espectáculos más solicitados por su capacidad de unificar y engranar -en tan solo una hora- todas las manifestaciones dancísticas de las tres regiones del Perú. Estas otorgan su mayor virtuosismo, bagaje ceremonial y colores distintivos; se fusionan como lo que deben ser: una sola realidad cultural en la aparente pluralidad.


También puedes leer: Golpes de tierra: el show de los zapateos y la evocación de la historia


Es así cómo la costa peruana, por su parte, nos da desde hace siglos un mestizaje de costumbres españolas y africanas. Aquí encontramos a los siempre enigmáticos ritmos afroperuanos, llámense landó, zamacueca, festejo o son de los diablos. El erotismo es mostrado sin tapujos por los movimientos de cintura y caderas. Por otra parte, destacan sus melodías llenas de picardía, logrando el júbilo de los asistentes.

No olvidemos el garbo y la elegancia de la marinera norteña, cuyas raíces originarias se identifican en la zamacueca -todo está entrelazado, semejante a hilos y agujas-. Hombre y mujer se desplazan en figuras singulares, alejándose y prodigándose miradas de reencuentro, una parábola misma del amor de aquellos tiempos.

El misticismo de los Andes (o la cordillera serrana) nos reconforta el alma aportando tonalidades populares que se funden en la grandilocuencia. Veremos aquí diferentes trajes típicos de valicha, huaylarsh, carnavales provinciales y caporales.  Si no logras conmoverte con los zapateos y los cánticos al viento libre, sin dudas, no eres un peruano de pura sangre.

La vertiente amazónica también tiene lo suyo. Con su encanto incomparable, las mujeres imponen su belleza; los hombres, la fuerza y decisión en su compás rítmico. Armados de esa energía que les da su comunicación constante con lo bucólico y antediluviano, nos proyectan energía, satisfacción por hacernos sentir un periplo en carne personal.

¿Cómo consiguen ese efecto asombroso? La respuesta yace inmersa en el changanacuy, el orgullo shipibo y las innumerables alegorías, realizaciones coreográficas que comprenden los departamentos de Loreto, Amazonas, Madre de Dios y San Martín. Estas danzas son de ritmo ágil, frenético, sin descanso, y transmiten los deseos más profundos de los antepasados selváticos; de idéntica manera, son conocidas por ser ejecutadas en la Fiesta de San Juan.

*Comunícate con nosotros. Tenemos diversos paquetes de espectáculos.

  2643452
? 982363920 (Whatsapp)
✉️ [email protected]
? Av. del Ejército 1059 – Magdalena del Mar, Lima
 www.linajeperuano.com